Adiós WhatsApp / Hola Telegram / ¿Qué tal, Facebook?

Recientemente nos ha sorprendido (aunque a unos más que a otros) la noticia de que Facebook ha comprado WhatsApp por una cantidad enorme de millones de dólares. Cómo consecuencia, del susto supongo, parece que miles de usuarios (500000 el Jueves, al día siguiente de anunciarse la compra) están sustituyendo WhatsApp por alternativas cómo Telegram.

La explicación rápida es "WhatsApp era bueno, pero Facebook es malo, así que habrá que probar Telegram que parece bueno". Pero cómo sobre conspiraciones, buenos y malos ya hay muchas películas, vamos a ver las razones de esto desde el punto de vista práctico, tecnológico y económico solamente.

¿Qué tenía WhatsApp?

Logos: WhatsApp, Facebook, Telegram (Imágenes de Wikimedia.org)

Para empezar, un modelo de negocio sólido. Quizá no mucha gente lo vea así pero algunos, antes de invertir tiempo y esfuerzo en instalar y aprender a manejar algún programa, y gestionar con él nuestros contactos (por lo que cambiarse es una inversión de tiempo mucho mayor) queremos saber que el servicio es sostenible, esto es, que seguirá funcionando igual de bien el año que viene. Sostenible es a veces más importante que "gratis".

Y también queremos saber que es sostenible sin comerciar con nuestros datos personales. Lo malo de los servicios financiados con publicidad no es sólo ver anuncios. Lo realmente malo es que para decidir qué anuncios mostrar a cada uno suelen utilizar todos los medios a su alcance, y el principal es comerciar con los datos que tienen de cada usuario.

Así que pagar un euro al año por un servicio rápido, fiable y sin publicidad, que además usa casi todo el mundo, parece realmente barato.

Por eso WhatsApp se cargó de un plumazo el negocio más rentable del mundo, operado por empresas en régimen de semi-monopolio que viven ancladas en el pasado, y que consistía en cobrarnos 750 Euros por un Megabyte de datos transmitidos (10 céntimos por 140 caracteres). Se llamaba SMS. Las empresas son Telefónica, Vodafone, etc... (No, gracias Vodafone, ya no quiero SMS aunque me los regaléis, he encontrado algo mejor. Las navidades pasadas ya no me llegó ninguna felicitación por SMS...)

¿Por qué no me gusta Facebook?

No es cierto, sí me gusta Facebook, de hecho lo uso desde hace bastante tiempo. Mi cuenta tiene más de 6 años (seis años!) y fui yo el que convenció a muchos de mis amigos de que se diesen de alta porque el servicio "era interesante" y "tenía futuro". Incluso Facebook debería pagarme una buena comisión. :-)

Lo que tengo claro es que Facebook es para lo que es: Contactos con viejos conocidos, fotos de amigos y de gatos, etc... No es, desde luego, a quien quiero confiar mi "identidad online", ni mis fotos privadas, ni los datos de mi tarjeta de crédito. Y desde luego, no quiero que mis mensajes privados estén conectados con mi cuenta de Facebook. Y no es que no me fie de ellos, es sólo que la privacidad no encaja bien con su modelo de negocio, por decirlo suavemente.

Facebook proporciona un servicio, bastante bueno, todo hay que decirlo, pero a cambio comercia con todos los datos que tiene de ti. Sí, seguro, echa un vistazo a los anuncios que salen a la derecha de la página... Por eso tengo claro que, mientras Facebook está bien para algunas cosas -las fotos de amigos y sus gatos-, para todo lo demás utilizo servicios que no quiero que tengan la menor relación con Facebook.

Así que me da lo mismo que mi cuenta de WhatsApp esté conectada con mi cuenta de Facebook o no. Sé que el "deber" de Facebook es comerciar con todos los datos mios que tienen para darle el máximo beneficio a sus accionistas. Y no entro en si son buenos o malos, son lo que son: Una empresa que "vive" de la publicidad. Y por si acaso hay que recordárselo a alguien, las empresas no tienen moral, ni son buenas ni malas; tienen beneficios (o no).

Desde este punto de vista las razones por las que Facebook tenía que comprar WhatsApp también son bastante obvias:

Primero, han sido incapaces de ganarse la confianza de los usuarios para que usasen su propio servicio de mensajería. Aunque parecía fácil, puesto que todo el mundo "tiene una cuenta", debe haber alguna razón por la que otra mucha gente no quiere saber nada del servicio de mensajería de Facebook.

Otra cuestión es que WhatsApp se estaba convirtiendo en la nueva red social en tiempo real. Pues sí, WhatsApp también es una red social en la que los usuarios se relacionan, interaccionan, se intercambian contenido y, en definitiva, pasan una parte de su vida. Pregunta: En el último año, ¿que parte de tus interacciones con otras personas han sido a través de Facebook y cuántas a través de WhastApp o aplicaciones similares?.

Y el hecho es que el valor de una Red Social que depende de la publicidad, al igual que el de la Televisión, viene dado no sólo por el número de usuarios, sino por el número de horas que esos usuarios pasan "enganchados" a esa red. Y si no que se lo pregunten a Facebook, cuyo valor en bolsa ronda los 120 dólares por usuario. Y esta es la cuestión: cada hora que alguien se pasa chateando en WhatsApp en lugar de leyendo "cosas" en Facebook, su valor disminuye (aunque los accionistas no se hayan dado cuenta todavía).... El problema de Facebook no es que existan alternativas para que la gente se comunique. El problema es que exista una alternativa que use todo el mundo, con lo que el "valor" de ésta se multiplica y el de ellos disminuye.

Conclusión: WhatsApp es la nueva red social en tiempo real que estaba socavando la hegemonía de Facebook. Y Facebook no puede permitirse vivir sin los datos que proporcionan las comunicaciones de tantos usuarios y esta es una faceta de nuestra vida online que se les estaba escapando (Menos datos sobre tus usuarios = menos ingresos por publicidad).

Otra cuestión es el precio que han pagado. Para hacernos una idea, cada usuario de WhatsApp lo han pagado a 42$. Es sorprendente lo que "vale" un usuario. Pero sí, si eres capaz de controlar todas las comunicaciones online de esa persona, no me cabe duda de que será rentable a largo plazo... Para hacernos una idea, la valoracion de Facebook es de 123$ por usuario, la de Twitter es de 140$ y la de Linkedin de 153$.. (¡ Vamos, "por que yo lo valgo" !?)

Una reflexión: ¿cuanto estarían dispuestos a pagar para que mantuvieses tu cuenta en...?

¿Y qué tiene Telegram?

La razón principal es que funciona y proporciona una funcionalidad similar a la de WhatsApp.

También tiene un API y un protocolo abierto, que hace que cualquiera pueda hacer una aplicación para intercomunicarse con otros usuarios de Telegram. De hecho ya existe alguna y ahora puedo ver mis mensajes también en el ordenador :-)

Por otro lado, proporciona un poco más de privacidad y la posibilidad de mantener conversaciones encriptadas. Pero que nadie se engañe respecto a esto; si pueden espiar tu teléfono, pueden espiar también tus conversaciones de Telegram.

Le falta un modelo de negocio -nadie es perfecto. Alguien pensará que el hecho de que sea gratis es una ventaja, pero a mi me preocupa más que si la mitad de los usuarios de WhatsApp nos pasamos a Telegram, puedan seguir manteniendo la calidad del servicio.

Sobre Telegram, por si alguien no se siente tranquilo al respecto, en su sección de preguntas y respuestas, podemos leer:

P: ¿Pondréis anuncios? ¿O venderéis mis datos? ¿O me robaréis a mi mujer y esclavizaréis a mis hijos?
R: No.

Así que, bueno, parecen dignos de confianza (aunque más por el protocolo abierto). Pero realmente como usuario dormiría más tranquilo si me cobrasen un euro al año, de verdad.

En fin...

No sé si Telegram, que es mi alternativa pero la de otros puede ser diferente, llegará a ser el sustituto de WhatsApp o no. Esto sobre todo dependerá del número de personas, concretamente de entre mis contactos, que comiencen a usarlo ya que el valor de una red social -sí, también es una red social- está en cuántos de tus contactos la usen también.

No soy un entusiasta de ninguno de estos servicios. Mi alternativa ideal sería utilizar un servicio realmente abierto, en el que tú eliges el servidor a través del cual te conectas con otros usuarios, algo así como el correo electrónico. Ese protocolo existe para mensajería y se llama XMPP (Jabber), y se lleva usando años, con aplicaciones como Google Talk. Desgraciadamente las aplicaciones que lo implementan actualmente no están muy integradas ni con la agenda telefónica ni con los servicios de notificaciones en tiempo real de los móviles, así que no parece una alternativa viable en este mundo en el que nos hemos vuelto demasiado vagos como para probar otra cosa que no sea lo de "todos los contactos de tu agenda telefónica se añaden automáticamente". Quizá algún día...

Y sólo aclarar que no tengo ningún interés especial en / ni relación con Telegram. De hecho, lo he instalado por primera vez hace muy poco. Lo único que quiero es que todos mis amigos y contactos utilicen la misma red que yo y no tener que estar buscando qué servicio utiliza cada uno de ellos si quiero enviarles un mensaje así que, efectivamente, les estoy haciendo publicidad gratuita por motivos puramente prácticos. Y por Dios ¡que no tengamos que volver a usar el SMS! (750 Euros por un Mega!)

Gracias por leer esto. Eres el único que ha llegado hasta el final, de verdad ;-). Cuéntame tu opinión.

Actualización: Lo de "no tengo ningún interés especial" quizá ya no sea así porque estoy ahora mismo trabajando en un módulo de Drupal para Telegram, añadido en los enlaces.

Inicio de sesión